3 mar. 2011

Bla, bla, bla.

Basta de palabrería.
Siempre he sido de las que cuando despegan sus labios, tienen algo que decir.
De nada sirve hablar por hablar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario